En medio del abismo

Allí estaba parada Claudia en medio de un hoyo abrumada por la gran ciudad y, a la vez, decidida a continuar con su misión. La necesidad de investigar otro bastión perdido del Viejo Mundo la había traído a este vertedero futurista. Este agujero, lleno del vómito de las máquinas que violaba la tierra desde el…

Defensores

             Siempre comenzaba de la misma forma. Con un artista enfrente del museo pintando su cuadro, un atleta circulándolo en vueltas y su instructor haciendo “click” por cada circulación mientras saltaba en series de diez segundos. Luego, una persona muy agitada irrumpía en la institución buscando con desesperación a su…

La ciudad restante

Con sus ojos redondos de impresión, ella observaba cómo los santos le arrojaban piedras a las prostitutas. De inmediato, Alexis Sastre tomó una foto del suceso y anotó con acuarela varias cosas en su pequeña libreta. Enseguida, se dirigió indignada hacia ellos para arrancarles los halos a tirones y dárselos a las trabajadoras nocturnas. Cuando…

Dron

Ese día nos íbamos a juntar, en la pileta de siempre. Llegué temprano, y el paro ya había empezado. Hubo un rato de bocinas y chiflidos, y después silencio. Sin pacos, nada de pacos; sólo algunas cuadras bloqueadas en la avenida (al menos eso se veía desde la pileta). De repente te vi. El balanceo,…

El último paradero de Santiago

Estaba entre Maipú y San Bernardo. Bien pulido y pintando con los colores de la comuna. Los lugareños se habían organizado para ir todos juntos a visitar la capital. Esa que sólo conocían en las noticias. Esa que brillaba cuando no habían marchas, ni bombas, ni lluvias, ni cortes, ni portonazos, ni SQM, ni contaminación….

Río en reversa*

Vengo a despedirme. A despedirme de esta orilla. Siempre me gustó venir a esta hora. El parque está casi vacío y puedo escuchar el río que se desliza, pesado y lento, como una criatura titánica aprisionada por el cauce. Este sí que es río, me diría el Billy, si estuviera aquí conmigo. Nos reiríamos acordándonos…

La ciudad perdida

Encima del edificio “Reloj y Arena”, la luna alumbraba las frías calles de la ciudad. La posición del satélite natural les indicaba a nuestras prófugas que los trabajadores públicos ya se habían ido a sus casas a dormitar. Las dos espaldas estaban pegadas a las mohosas paredes buscando a los uniformados privados que iban tras…